Nuevo estudio confirma las numerosas propiedades de los arándanos

jugo de arándanos
29 marzo, 2022

Se solía decir, en inglés, que una manzana al día mantenía al médico lejos. Lo cierto es que no son tanto las manzanas como los arándanos y sus numerosas propiedades las que conservan a las personas fuera de las guardias hospitalarias.

Según un nuevo estudio científico, ingerir 100 gr. de estos frutos al día, durante un mes, mejora la salud cardiovascular.

El pequeño ensayo clínico, publicado en la revista Food & Function comparó un parámetro clave del funcionamiento de los vasos sanguíneos -conocido como “flow-mediated dilatation” o FMD en inglés- en dos grupos de hombres. A un grupo de hombres sanos se les dio a consumir diariamente 9 gr. de polvo de arándanos (equivalentes a 100 gr. del fruto) durante 30 días. A ese grupo se lo comparó con un grupo similar que tomó un placebo inerte.

Al finalizar el experimento, el FMD –que marca la dilatación de las arterias ante el paso de la sangre, una medida de la salud cardiovascular- había mejorado significativamente en quienes consumieron el polvo de arándanos rojos.

“El incremento de polifenoles en la sangre y las mejoras en la FMD subrayan el rol importante que pueden jugar los arándanos en la prevención cardiovascular”. Así lo señaló la nutricionista Ana Rodríguez-Mateos, del King´s College London. “El hecho de que las mejoras se observaron con una cantidad razonable de arándanos para el consumo diario es importante para difundir el rol de esta medida preventiva en el público general”.

Propiedades de los arándanos y su función antioxidante

Los polifenoles son sustancias antioxidantes que participan en muchas funciones de las células y contrarrestan los daños en las paredes de los vasos sanguíneos. Están presentes en muchas frutas y también en el chocolate negro y el té. Pero los polifenoles son especialmente ricos en los arándanos, que también se puede consumir en jugo. Pero las propiedades de los arándonos son numerosas. Además de polifenoles, contienen distintas vitaminas (C,E, K y B), magnesio, hierro, calcio y potasio, entre otros minerales.

“Nuestro hallazgo provee evidencia sólida de que los arándanos pueden afectar significativamente la salud vascular aún en aquellas personas que no tienen riesgo cardíaco”, agregó Christian Heiss, investigador de la Universidad de Surrey, en Gran Bretaña, y uno de los autores del estudio financiado por The Cranberry Institute, una organización sin fines de lucro que promueve los arándanos.

Múltiples propiedades y beneficios

Varios estudios previos ya habían mostrado que son beneficiosos para reducir la presión arterial. También, para prevenir o tratar infecciones urinarias pediátricas y de adultos. La razón: tienen propiedades antimicrobianas.

De acuerdo con una revisión científica reciente publicada en la revista Molecules, estos frutos también contribuyen a la salud intestinal. Evitan caries dentales y ciertas enfermedades metabólicas, como la obesidad y la diabetes tipo 2.

Algunos estudios en probeta también demostraron que los arándanos tienen propiedades antitumorales.

Incluso se ha observado que los arándanos pueden inhibir algunas cepas del virus influenza, como las que están causando brotes en la actualidad (H3N2 y H1N1).

En la Argentina se cultivan y consumen más los arándanos azules que los rojos. Los especialistas aclaran que ambos tienen propiedades saludables. Los arándanos rojos (“cranberries”, en inglés) contienen menos azúcar y más polifenoles y vitamina C que los arándanos azules (“blueberries”). Igualmente,  ambos mejoran la circulación de la sangre y, en general, benefician la salud cardiovascular.

De hecho, ambos tipos de arándanos contienen resveratrol, el compuesto polifenólico que se ha hecho popular recientemente por sus propiedades antioxidantes –que contrarrestan los radicales libres en las células-, además de su capacidad anti-inflamatoria y presuntamente anticancerígena. Un derivado del resveratrol que se encuentra en los arándanos podría ser útil también para tratar los trastornos intestinales inflamatorios, según un estudio científico japonés.

Más allá de sus efectos terapéuticos para tratar distintas enfermedades infecciosas o crónicas, los arándanos contribuyen a un envejecimiento saludable, por lo que deberían estar incluidos en la alimentación cotidiana de todos los seres humanos.

Por Alejandra Folgarait @alefolgarait
REDACCIÓN PENSAR SALUD
redaccion@pensarsalud.com.ar ¡Escribínos!

 

Download Nulled WordPress Themes
Download WordPress Themes Free
Free Download WordPress Themes
Download Best WordPress Themes Free Download
udemy paid course free download

Tags: alimentación saludable | antimicrobiano | antioxidantes | arándanos | azúcar | cáncer | diabetes | gripe | hipertensión | infecciones | nutrición | polifenoles | propiedades de los alimentos | salud cardiovascular

Notas relacionadas