Alerta por complicaciones en embarazadas con COVID-19

embarazada con barbijo
21 junio, 2021

La Sociedad Argentina de Terapia Intensiva (SATI) alertó sobre las complicaciones que están sufriendo algunas embarazadas con COVID-19. El riesgo aumenta si hay enfermedades previas como obesidad, asma e hipertensión.

El COVID-19 no sólo afecta a las futuras madres sino que puede dar lugar a partos prematuros y bebés con bajo peso.

Además, el coronavirus también puede transmitirse en un cesárea. Ahora, muchos expertos recomiendan que las mujeres sí se vacunen durante el embarazo.

Las autoridades sanitarias argentinas acaban de decidir que las embarazadas sean consideradas grupo de riesgo para ser vacunadas . Deben anotarse y acudir a los centros de vacunación con la indicación de su obstetra.

Preocupación

Las embarazadas constituyeron un grupo de riesgo importante durante la pandemia de gripe A H1N1 del año 2009.

A principio de la pandemia actual parecía que el coronavirus no se ensañaría con las mujeres jóvenes y los niños.

Pero, teniendo en cuenta que, el embarazo disminuye las defensas inmunológicas y puede facilitar el ingreso de cualquier virus respiratorio, resultaba esperable que las embarazadas se contagiaran y, algunas, tuvieran complicaciones.

Durante la segunda ola de la pandemia de SARS-CoV-2, los temores se confirmaron tanto en Europa como, ahora, en América Latina y la Argentina.

Según datos oficiales difundidos el 7 de junio pasado por la SATI, fallecieron desde el comienzo de la pandemia 73 personas gestantes en la Argentina. A principios de este mes había 45 embarazadas en terapia intensiva, con una edad promedio de 33 años.

Los análisis más recientes respaldan la preocupación de los especialistas en terapia intensiva. Un estudio internacional sobre más de dos mil pacientes obstétricas en 18 países, incluido la Argentina,  concluyó que las mujeres con un diagnóstico de COVID-19 tuvieron en 2020 un riesgo mayor de complicaciones severas durante el embarazo que las no infectadas.

Entre las complicaciones observadas, se destacaron:

  • la preeclampsia,
  • la eclamspia,
  • la admisión a una Unidad de Cuidados Críticos,
  • las infecciones y
  • los nacimientos prematuros de niños con bajo peso.

El riesgo de mortalidad materna en este estudio multinacional, conocido por el nombre “INTERCOVID” y publicado recientemente en JAMA Pediatrics  fue de 1,6%. Esto significa que la probabilidad de morir de las embarazadas fue 22 veces mayor en las mujeres que tuvieron COVID-19 que en las que no se contagiaron durante la gestación.

Si bien los autores del estudio liderado por la Universidad de Oxford advirtieron que estos niveles de mortalidad sólo se presentan en regiones poco desarrolladas del mundo. Igualmente, los resultados sobre mortalidad y complicaciones preocuparon a los expertos. Además, existe un alto porcentaje de contagio de la madre al hijo: 13% de los niños nacidos de madres positivas también resultaron tener un análisis positivo a coronavirus.

¿Quiénes tienen más riesgo?

Según la información del Sistema Integrado de Información Sanitaria Argentina (SISA), la mayoría de las personas gestantes y puérperas cursó hasta ahora la enfermedad sin muchas complicaciones:

  • el 16% no tuvo síntomas y
  • el 83% experimentó síntomas leves.

Sin embargo, un informe oficial de la provincia de Buenos Aires alertó el 2 de junio pasado sobre un aumento de la letalidad en las embarazadas durante la segunda ola de la pandemia.

“La enfermedad COVID del año pasado es distinta a la de este año”, subraya el obstetra Roberto Casale, jefe del Departamento Materno-Infantil del Hospital Nacional Posadas y uno de los autores del estudio internacional publicado en JAMA. “Lo que se veía en las embarazadas europeas hace 6 meses, lo estamos viendo ahora en la provincia de Buenos Aires. La situación es muy complicada. Las embarazadas tienen que extremar los cuidados y hacerse los controles médicos, ya que los consultorios son lugares seguros, mucho más que los shoppings y bares”, subraya el especialista.

Es importante destacar que las mujeres con diagnóstico de COVID-19 que ya tenían un alto riesgo de preeclampsia y COVID-19 debido a:

  • sobrepeso u obesidad,
  • diabetes,
  • hipertensión,
  • enfermedades cardíacas,
  • y respiratorias crónicas,

en el estudio de Oxford tuvieron casi 4 veces mayor riesgo de desarrollar un trastorno hipertensivo durante el embarazo.

El mayor peligro de sufrir complicaciones parece ir de la mano de la severidad del COVID-19 que padezcan las mujeres embarazadas. Fiebre prolongada durante días y dificultades respiratorias son indicadores de que el pronóstico puede empeorar.

Afortundamente, las mujeres embarazadas que cursan el COVID-19 en forma asintomática no parecen enfrentar mayores riesgos en su embarazo, salvo la preeclampsia, según mostró el estudio INTERCOVID.

Vacunas durante el embarazo

La cuestión de si las embarazadas deben vacunarse o no generó controversias durante el último año. Los ensayos clínicos de las vacunas no incluyeron a este grupo por precaución.

Hoy, la mayoría de los especialistas recomienda a las mujeres que hablen con sus médicos sobre la posibilidad de ser vacunadas con alguna de las vacunas disponibles. La Sociedad de Ginecología y Obstetricia de la provincia de Buenos Aires (SOGBA), por su parte, también recomienda vacunar a todas las embarazadas.

“Sin duda, las embarazadas deberían ser vacunadas”, insiste Casale, quien también es miembro de la Comisión Directiva de la Sociedad de Obstetricia y Ginecología de la ciudad de Buenos Aires (SOGIBA). “Mi recomendación es que las mujeres embarazadas sean vacunadas entre el segundo y el tercer trimestre, y también durante la lactancia”, señala el obstetra argentino.

Casale aconseja que las embarazadas con síntomas de COVID no sólo se aíslen sino que también se hisopen. “En caso de dar positivo, tienen que ir a ver al médico en forma presencial, ya que hay que hacer análisis de laboratorio y medir el oxígeno que le llega a la madre y al feto”.

Finalmente, los expertos coinciden en que las embarazadas con COVID-19 no tienen que ir necesariamente a una cesárea, salvo que estén en una condición crítica que lo amerite.

REDACCIÓN PENSAR SALUD
redaccion@pensarsalud.com.ar ¡Escribínos!
Download Nulled WordPress Themes
Download WordPress Themes
Download WordPress Themes Free
Download Premium WordPress Themes Free
free online course

Tags: covid y embarazo | embarazo | lactancia materna | obstetricia | Plan Materno Infantil

Notas relacionadas